top of page

HASTA SIEMPRE FRAY GABRIEL




¡ HASTA SIEMPRE FRAY GABRIEL !

 

     Un hermoso ritual que durante más de 25 años realicé en la víspera de la Navidad, fué hacer camino a hacia la Abadía del Tepeyac cerca del Lago de Guadalupe para entregar a Fray Gabriel Ch. de la Mora O.S.B. , mi preceptor y amigo, un obsequio de Navidad y recibír de él, la mayor parte de esos años, una tarjeta de Navidad diseñada y dedicada por él.

     Aunque los últimos años, ya no realizamos trabajos conjuntos, el ritual se repetía en el mes de Diciembre, la víspera de la Navidad.

     El jueves 8 de Diciembre del 2022, tenía un regalo muy especial para Fray Gabriel, un ICONO en madera recortada y policromada de San Nicolás realizado por la Iconógrafa Ucraniana Kateryna Dmyterko. Me recibió con ese cálido abrazo y un apretón de manos; él ya encorvado , ayudado con una andadera para poder camiar, pero siempre alegre y entusiasta. Charlamos, intercambiamos puntos de vista de diversos proyectos , y llegado el momento, le entregué su regalo, una caja roja, la abrió con curiosidad y la alegría que lo caracterizaba. Al ver el ICONO, sorprendido, escuchó la historia de cómo entablé la relación e hice el contacto con Kateryna, los percances que el paquete tuvo en su trayecto de Ucrania a México, en fin, él estaba encantado con su San Nicolás. La artista pintó estos ICONOS con dalmáticas de diversos colores (esa túnica decorada con múltiples cruces que visten los sacerdotes Ortodoxos), fue entonces que un recuerdo vino a la conversación. Estando Fray Gabriel en Roma, tuvo contacto con un Sacerdote Ortodoxo Griego y este le obsequió una dalmática de cruces negras y blancas. Me comentó que en algún momento me la mostraría.

Seguimos charlando, me acompañó a la Capilla del Sagrario en donde nos dimos el acostumbrado abrazo deseándonos una muy ¡feliz Navidad llena de alegría y Paz!. Yo me quedé haciendo la visita al Santísimo y el se alejó lentamente .

     Quien podría pensar que nueve días después, el 17 de Diciembre, rezando las Vísperas, se fue apagando, dejando esta morada y empezando a vivír (como él decía) la Pascua eterna.

      La mañana en que se celebró la Misa de cuerpo presente, en algún momento, cuatro monjes colocaron sobre el féretro de pino una dalmática Ortodoxa de cruces blancas y negras, ese fué el último regalo de Fray Gabriel para mí.

¡Hasta siempre querido Fray Gabriel !





              





Commentaires


Entradas destacadas
No posts published in this language yet
Once posts are published, you’ll see them here.
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
No tags yet.
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
bottom of page